El juego de los destapados, una bomba de tiempo en el partido del presidente

Todos han sido vitoreados por la militancia rumbo a las elecciones presidenciales de 2024, pero no todos han recibido el cálido apapacho del presidente López Obrador y entre esos favorecidos, sólo uno fue destapado por el propio mandatario. Es así como esas diferencias entre la jefa de Gobierno, Claudia Sheinbaum; el canciller, Marcelo Ebrard; el secretario de Gobernación, Adán Augusto López, y el senador Ricardo Monreal juegan contra la frágil cordialidad que reina entre los aspirantes a la candidatura de Morena para suceder a López Obrador.

A un año y medio de que Morena defina su candidato para las elecciones presidenciales de 2024, sus principales aspirantes: la jefa de Gobierno, Claudia Sheinbaum; el secretario de Relaciones Exteriores, Marcelo Ebrard; el secretario de Gobernación, Adán Augusto López, y el senador Ricardo Monreal están acelerando su carrera por la nominación del partido que, según todas las encuestas actuales, permanecerá en Palacio Nacional después del mandato de Andrés Manuel López Obrador.